lunes, 30 de enero de 2017

Revisión con el reuma



"Que no quiera el biológico no significa que no lo necesite".

A veces las cosas no salen como queremos, llevamos un idea clara de como sucederán los acontecimientos y de repente te das de bruces con ello.

El pasado mes de noviembre tuve cita con el reumatologo. Si bien es cierto que lo que tengo ahora son consultas rutinarias para ver mi seguimiento, no me espero que me diga algo nuevo la verdad. Después de ponerme un ultimátum sobre una posible recaída de uveitis y dejarme claro que de ser así tendría que volver al biológico me gustase o no, la cita de hoy no dejaba opción alguna a que así fuera.

Llevaba desde julio con un brote que parecía no querer irse nunca (por suerte a mediados de octubre empezó a  remitir) pero ni rastro de ningún signo de uveitis así que por el momento el biológico quedaba descartado.

Días antes de ir a consulta pienso mucho en como me encuentro,intento ser sincera conmigo misma.Que no quiera el biologico no significa que no lo necesite. He estado muy fastidiada, las ultimas semanas antes de las analíticas para el reuma, notaba ya esa rigidez tan horrible que me impedía estirarme y moverme con facilidad, las mañanas eran horrorosas, y las noches parecían eternas.

Conozco mi cuerpo, y esa sensación de rigidez me resultaba demasiado familiar como para no darme cuenta de que algo no marchaba bien, así que cuando me hice las analiticas era consciente de que no saldrían del todo bien. En cambio un par  mde días después de sacarme sangre note una mejoría increíble.

Como casi siempre que me pasa intento no pensar en lo que me va a decir el reuma,por que básicamente no se como pueden salir los resultados de las pruebas,así que voy con pies de plomo.

Cuando entre en la consulta me fije que tenia en la mesa desplegados unos folios,no pensé que fueran míos, pero si, eran los resultados de mi analítica

-Rosa ¿que tal como estas?

- Pues bien algún achaque que otro pero bien

-¿si? ¿te encuentras bien? 

- Si si

-Bueno,la resonancia ha salido bien eh,hay inflamación, nada importante.Pero las analíticas no dicen lo mismo

- ¿A no?

-No. Cuéntame como han sido estos últimos meses...


Menos mal que me esperaba algo así, es más cuando que voy a verle no se por que pienso en que me va a decir que las analíticas están mal.Supongo que desde aquella vez que me diagnosticaron la espondilitis anquilosante, soy mas precavida con adelantarme a los acontecimientos.

Las analíticas salieron mal,ha vuelto la inflamación y eso es signo de que la enfermedad esta en activo y avanzando.Unos meses atrás podría entenderlo,ya que el ultimo brote me duro desde julio hasta octubre,si amigos,4 meses de dolor que por poco acaban con el sueño de poder nadar en mi pueblo,donde un día me levantaba con un pequeño dolor y al otro parecía que me hubiera atropellado un camión. Fueron 4 meses en los que tuve que hacer un parón en mi vida por que la enfermedad me comía por completo,donde la moral quedo hecha añicos y me costaba dar hasta los buenos día.Fueron meses muy duros en la que la EA me puso a prueba.Pero ahora me encontraba bien,no tenia apenas dolor,y convivía con las pequeñas molestias que me pudiera acompañar,no tenia esos dolores tan fuertes,ni esos pinzamientos en las piernas,y mentalmente me encontraba muy fuerte.

Después de eso todo transcurrió como mas o menos imaginaba,me dijo algo así como que ahora comenzaba una cuenta atrás,ya que las analíticas empezaban a salir mal y por lo tanto los brotes serían mas fuertes y la enfermedad seguiría su curso.Hablamos de lo que influía el no ir a nadar durante tanto tiempo y la posibilidad de aplazar el biológico un poco hasta comprobar que con los entrenamientos no vuelvo a recaer.

-En marzo tienes que volver, pero, si ves que antes de la fecha no te encuentras bien, tienes más cuadros de inflamación o aparece uveitis, vienes antes con las analíticas hechas y volvemos con el biológico, no hay mas rosa, la única manera de frenar la espondilitis es con el biológico.

-Supongo que no me queda otra opción

-He mantenido tu decisión de no administrártelo por que con la natación habías mejorado y las analíticas salían bien, pero ahora...

-Si,si lo entiendo.


Pues como siempre me pasa, salgo de aquella consulta con una mezcla de sentimientos que mete miedo. Por un lado salgo algo decepcionada por que por mucho que yo lo intente los brotes no es algo que yo pueda "controlar" y obviamente encontrarse mal a nadie le gusta.Pero por otro lado salgo motivada,con ganas de volver  mi piscina y a mis ejercicios,con muchas ganas de volver al blog y las redes sociales,y por supuesto a esforzarme por conseguir mis retos.

Nunca sabes lo que va a ocurrir mañana, por eso hay que aprovechar el día a día y luchar por ser feliz.Puede que mis intentos por estar físicamente fuerte no me valgan de nada y que dentro de poco tenga que volver a consulta para pedirle que me recete el biológico, pero hasta que no llegue ese día, lucharé por estar bien por dentro y por fuera ;)


1 comentario:

  1. De la última coma a la sonrisa quedó su corazón plantado.
    Que el ejercicio haga lo suyo y Dios la llene de salud y más entusiasmo.

    Saluditos Mexicanos.
    Carmen (Mamá EA)

    ResponderEliminar